Eclesiastés 1:18

Porque en la mucha sabiduría hay mucha molestia; y quien añade ciencia, añade dolor.

Compartir